Breaking News



La Maravilla de Existir



Siéntete asombrado por esta existencia, asombrado por el aliento, asombrado por esta vida.

Muchos de nosotros preferiríamos oír hablar de un sueño, de cómo podría ser, de cómo algo podría cambiar. Pero yo hablo de algo tan valioso que ni siquiera todo el dinero del mundo lo podría reemplazar: tu vida. ¿Sabes cómo ver el valor del regalo que se te ha dado?

¿Qué significa conocerte a ti mismo? Conocemos a nuestros amigos mejor de lo que nos conocemos a nosotros. Si quieres conocerte a ti mismo, hay un modo de hacerlo y empieza por reconocer tu existencia, por reconocer tu corazón, por reconocer esta posibilidad en tu vida.

Quítate los lentes de lo bueno y lo malo. Obsérvate a ti mismo y verás el regalo de una existencia. Sólo falta aceptar verdaderamente ese regalo. Cuando puedo ver la más maravillosa y preciosa de las realidades, mi corazón empieza a bailar.

Todo lo que podrías querer o necesitar está aquí mismo. No hay duda sobre si esa belleza está dentro de ti o no; está dentro de cada uno. La única diferencia es que hay quienes la han sentido, personas en cuya vida se ha manifestado, y personas en cuya vida aún no lo ha hecho.

En este momento llamado “ahora” está teniendo lugar el mayor de los milagros: estás vivo. Este momento encierra la posibilidad más hermosa: puedes enamorarte de este aliento que entra en ti trayéndote la vida, el amor, la comprensión, el consuelo y todo lo que podrías necesitar jamás.

Se está desarrollando la historia más hermosa, y es tu historia. Nadie más puede narrarla. La petición de tu corazón es muy sencilla: siéntete satisfecho, vive en la alegría, vive en paz.

Tú también tienes todo lo que necesitas. Se encuentra dentro de ti. Todos los días —incluso cuando te sientes triste o apesadumbrado— hay una alegría inmensa dentro de ti, esperando a que la descubras.

Soy consciente de que dentro de mí reside “El que siempre he buscado”. Cuando me siento solo, sé que no estoy solo; cuando afuera está oscuro, sé que existe una lámpara.

El viaje de la satisfacción es muy sencillo. Tú. Tú la tienes tanto si decides que quieres experimentarla como si no. Incluso aunque decidas que no quieres sentirla, sigues teniéndola. Tienes la posibilidad de sentirte satisfecho. En eso consiste el viaje. ¿Cómo lo sé? Lo he sentido.

Quiero señalar que en tu vida está pasando algo que es más importante que la suma de todos tus logros y tus fracasos. ¿De qué se trata? Muy simple. Es el ir y venir de cada respiración. Ése es el mayor milagro que jamás podrás presenciar. Nunca habrá en tu vida un milagro mayor que el ir y venir de cada respiración. No te abandona en los momentos difíciles. Y es algo que nunca juzga. Cada respiración trae consigo la posibilidad de sentirse satisfecho. Cada aliento trae consigo la posibilidad de sentirse en paz.

Sé que todos tienen su propia idea de lo que es la paz. Cuando las personas oyen la palabra paz, piensan en la paz mundial, en que no haya más guerras. Contémplalo desde otro ángulo y entonces verás la verdadera paz. La paz es algo que se manifiesta en el interior de los seres humanos.

Tu corazón, tu ser, tu propio ser, te lo ha estado diciendo una y otra y otra vez: “Vive en paz. Siéntete satisfecho".

Estar satisfecho. Sentirse en paz. Comprender. Disfrutar de esta vida. No juzgues este viaje por los fracasos ni por los éxitos; considéralo como el más valioso de los regalos. Es el regalo más valioso que se podría dar a un ser humano. Y aquí está, lo tienes. Es la suma realizada de todos los deseos. Es todo lo que siempre has querido y siempre querrás.

Ese lugar dentro de ti es donde no hay dudas ni preguntas, donde hay claridad y comprensión, donde hay una celebración de la vida y tú eres bienvenido. Se te invita a formar parte de la celebración de la existencia. Eres el único que puede ir ahí. Nadie más puede hacerlo; sólo tú. Está hecho para ti.

Todos nosotros podemos experimentar esa paz en nuestras vidas cada día; no mediante palabras, conceptos o ideas, sino de forma real. La paz de la que hablo es la que algunos han sentido incluso en medio de una lluvia de proyectiles.

No se trata de una religión, sigue la religión que quieras; se trata de encontrar ese lugar dentro de ti del que aún no has disfrutado. No estoy aquí para ofrecerte fórmulas. Yo puedo ponerte en contacto con la paz que hay en tu interior. Por muy imposible que parezca, está sucediendo justo ahora. En algún lugar del mundo, alguien se está poniendo en contacto con esa belleza que llevas dentro. Y no es de extrañar que cuando una persona siente la belleza interior lo primero que diga sea: “Gracias. Gracias por dejarme sentir paz dentro de mí”.

Vive, respira. No necesitas vivir con miedo, pero sí con alegría, con esperanza. Dentro de ti hay un océano que quizá parece desolado. Quizá se siente sin esperanza, sin bondad, sin razón para la felicidad.

Pero profundo dentro de ti, innegablemente, algo retumba, llora, quiere nacer. Permítele venir al gozo. Permítele venir a la esperanza.

Maharaji

No hay comentarios