Breaking News



La Distancia entre Escasez y Abundancia

abundancia

¿Dónde estás ahora y dónde te gustaría estar?

Donde estás ahora y donde te gustaría estar son dos lugares muy diferentes, no a causa de las condiciones externas, sino porque vibracionalmente están a kilómetros de distancia. La escasez de recursos financieros te hace sentir comprimido, restringido e incómodo, y una gran cantidad de recursos financieros hace que te sientas libre, expansivo y feliz.

Para cambiar las circunstancias externas, debes cambiar tu ambiente interno primero. Esta es la única manera de invocar los recursos y oportunidades necesarios para hacer cambios en tu mundo exterior.

¿Cómo se cambia el entorno interno?

Simplemente cambiando las cosas en las que te centras en tu día a día. Si actualmente te encuentras en una difícil situación financiera, es probable que pases la mayor parte de tu tiempo centrándote en las limitaciones y las restricciones.

Te preocupas por tener suficiente dinero para pagar tus cuentas y hacerte cargo de tus obligaciones. Te sientes enojado por no tener más libertad para hacer las cosas que deseas hacer con tu vida. Te sientes resentido con otros que tienen las cosas que quieres, como un hogar más agradable, los vehículos más agradables, más libertad y tiempo para estar con sus familias, o participar en actividades que los hacen sentir plenos y satisfechos.

Piensa por un momento en dónde tus pensamientos estarían la mayoría de las veces, si fueras rico. Si tuvieras un montón de dinero para gastar, un montón de dinero reservado para divertirte, un montón de tiempo para estar con tus seres queridos y comprometido en actividades que te agradan, ¿qué pensarías la mayor parte del tiempo?

Si todas tus restricciones fueran levantadas y realmente pudieras hacer lo que quisieras con tu vida, ¿cuál sería tu estado mental y emocional la mayor parte del tiempo?

Probablemente te sentirías feliz, elevado, inspirado, en paz, y agradecido. Te centrarías en la creación de más alegría y amor en tu vida. Te centrarías en la creación de relaciones satisfactorias con las personas que te importan. Te centrarías en el disfrute de tu trabajo y actividades.

En otras palabras, te centrarías en las cosas que te harían sentir bien, y no en las cosas que te harían sentir frustrado, furioso e insatisfecho.

La creación de un cambio financiero externo es tan fácil como crear un CAMBIO MENTAL interno primero.

¿Cómo?

Comienza a enfocarte más en las cosas que te agradan. Comienza a enfocarte en las cosas que te hacen sentir feliz. Comienza a enfocarte en las personas que amas. Encuentra cosas positivas para disfrutar aquí mismo, ahora mismo, en tu vida como lo es actualmente.

No tienen que ser grandes cosas; pueden ser pequeñas cosas como estar agradecido por una deliciosa taza de café, o un sentimiento elevado cuando ves una mariposa volar. Deliberadamente MIRA cosas en tu entorno actual que te hagan sentir bien, que te hagan sonreír, que te hagan sentir inspirado o agradecido.

Haz esto cientos de veces al día, y te darás cuenta de un cambio interno positivo que estará sucediendo, y va a seguir creciendo más y más a medida que creas el nuevo hábito de enfocar positivamente.

Y en muy poco tiempo, verás cómo tu mundo exterior comienza a cambiar en proporción a tu ambiente interior. Más dinero, otras formas de abundancia, más oportunidades, más felicidad y más satisfacción van a comenzar a aparecer en tu mundo exterior.

A medida que acortas la distancia entre "aquí" y "allí" vibratoriamente, también viajarás FÍSICAMENTE hacia las condiciones, las personas y las circunstancias que te harán más feliz.


Wendy Betterini

No hay comentarios