Breaking News



La Gratitud es un Milagro

gratitud

"Hay dos maneras de vivir su vida: una como si nada fuera un milagro, la otra es como si todo fuera un milagro."
-Albert Einstein

Un milagro se define tradicionalmente como un acontecimiento extraordinario por intervención divina, pero también utilizamos la palabra para describir un suceso que se pensaba imposible o improbable.

La gratitud puede realmente crear milagros en tu vida si se lo permites. ¿Cómo? Al darle el poder de convertir cualquier dificultad, cualquier reto, o cualquier dolor en una bendición.

Lo que pasa con los milagros es que tienes que estar dispuesto a verlos y reconocerlos. Si mantienes una perspectiva pesimista o cínica, puedes fácilmente pasar por alto lo que parece ser un milagro. 

¡Los milagros ocurren todo el tiempo! A una persona con una enfermedad terminal le dijeron que sólo tenía 3 meses de vida, y todavía está fuerte 10 años después. Una mujer a la que se le dijo que nunca podría concebir un hijo decide adoptar, y se entera de que está embarazada poco después. Hay un sinfín de historias como estas, donde lo imposible se hizo posible de repente -en otras palabras, se produjo un milagro. Sin embargo, algunas personas optan por ver estos acontecimientos como "coincidencias" o situaciones meramente aleatorias.

Una actitud cínica sólo aleja la aparición de las soluciones que buscas, y si éstas aparecen frente a ti ni siquiera serás capaz de reconocerlas. La pregunta que debes hacerte es: ¿estoy dispuesto a permitir que un enfoque de gratitud haga milagros en mi vida?

Toma un momento y considera las situaciones "imposibles" en tu vida ahora mismo. ¿Por qué crees que son imposibles? ¿Estás dispuesto a creer en la posibilidad de que podría ocurrir un milagro?

Si has respondido afirmativamente a esta pregunta, aquí está cómo utilizar gratitud para invitar los milagros a tu vida.

1. Nunca digas "nunca". ¿Cuántas veces has estado absolutamente seguro de que había algo que no podría suceder, sólo para descubrir más tarde que te equivocaste? ¡Sucede mucho! Comienza a abrir tu mente a las posibilidades y cree que lo que piensas no puede ser tan imposible en absoluto. Sólo porque no puedas ver cualquier manera posible para que algo suceda, ¡no significa de ninguna manera que no existe! Expresa gratitud por las posibilidades de las que eres consciente, y también por aquellas que ni siquiera has considerado aún. Abre tu corazón y tu mente a la gratitud por los milagros que podrían estar llegando a su manera.

2. Incluso si algo parece desafiar todas las leyes de la física y la realidad tangible como la conocemos, permite que la gratitud lo convierta en un milagro a través de la gracia de la aceptación. Abraza lo que no puedes cambiar. Deja que se convierta en algo que te bendiga en lugar de algo que te obstaculiza. Aún mejor, que se convierta en algo que bendice a los demás. Utiliza tu posibilidad de cambiar vidas y, por extensión, el mundo. Existe una manera si te abres a ella.

3. Aplica gratitud a cada dificultad, desafío, obstáculo y dolor en tu vida. Se agradecido por la forma en que te ayudan a crecer en sabiduría y fuerza interior. Ama tus enfermedades, tus angustias, tus luchas y a tus enemigos. Bendice todo ello para impartir un significado más profundo y riqueza a tu vida.

A través del amor y la gratitud, cualquier situación puede ser curada. Tal vez la curación no vendrá en la forma que esperas o en la línea de tiempo exacta que esperas -pero la curación vendrá. Simplemente permanece abierto a ella y abrázala, y habrás creado tu propio milagro.


Fuente: http://www.wingsfortheheart.com/

No hay comentarios