Breaking News



Cómo Usar la Ley de Atracción para Crear la Empresa de tus Sueños

negocios-ley-atraccion

Por Ivana Taylor

¿Te ha sucedido esto? Estás sentado allí, sin pensar en nada y de la nada te dan una idea increíble. Estás entusiasmado con esta idea y la posibilidad de que sirva para tu negocio. Mientras estás en el flujo, empiezas a poner en marcha un plan para que esto ocurra y luego BOOM, un correo electrónico aparece de un cliente potencial ¡que necesita exactamente lo que has estado pensando!

Esa es la Ley de Atracción en el trabajo.

¿Qué es la Ley de Atracción y por qué te debe importar?

La Ley de Atracción dice que lo que es semejante a sí mismo, se atrae.

Cuando dices, "aves del mismo plumaje vuelan juntas", en realidad estás hablando de la Ley de Atracción. Cuando ves a personas que siempre están hablando de enfermedades son personas que están a menudo enfermas, en realidad estás viendo la Ley de Atracción. Cuando estás pensando en alguien y te llama o te envía un correo electrónico, estás experimentando la Ley de Atracción.

Como seres humanos, estamos altamente cargados eléctricamente como entidades biológicas y los pensamientos que pensamos los emitimos a nuestro entorno inmediato y a través de la Ley de Atracción, comenzamos a atraer pensamientos similares, gente, oportunidades y experiencias a nosotros como si fuéramos un faro.

De la misma manera que no se puede escapar de la Ley de la Gravedad, no se puede escapar de la Ley de Atracción. Así que también puedes utilizarla a tu favor.

No... No son Ilusiones.

Hay personas que piensan que la Ley de Atracción no tiene cabida en los negocios. Esto es un error. La Ley de Atracción es igual que la ley de la gravedad. No es necesario creer en ella para ser afectado por ella. Y (así como tu negocio) estás experimentando la Ley de Atracción ya sea por diseño o por defecto.

Lo que me gustaría mostrarte es cómo aprovechar la Ley de Atracción y utilizarla para crear y diseñar el negocio de tus sueños. Y créeme, esto tiene mucho que ver con el ser.

UTILIZANDO LA LEY DE ATRACCIÓN EN LOS NEGOCIOS EN TRES SENCILLOS PASOS


Se claro y específico sobre lo que quieres

Digamos que estás proyectando una fiesta y que vas a invitar a algunos amigos. ¿Les envías el alfabeto? ¡Por supuesto que no! Les envías una invitación que establece claramente lo que la fiesta es, y en qué fecha. También les das tu dirección y tal vez hasta menciones lo que deben traer o llevar. Eres claro y la gente responde. Estás trabajando dentro de la Ley de Atracción.

Si alguna vez te has preguntado por qué cada plan de marketing y cada plan de negocios tiene una declaración de visión y misión -esta es la razón. Hay que tener claro el resultado y el propósito de tus acciones. Así es como funciona la Ley de Atracción. Sé excepcionalmente claro con lo que quieres y lo que no quieres. Concentra tus pensamientos, sentimientos y acciones sobre exactamente lo que quieres. Se específico acerca de lo que quieres que ocurra cuando se logre y cómo te vas a sentir al haber alcanzado ese objetivo. Y la Ley de Atracción traerá esos resultados para ti.

Cara feliz, ¡día feliz! -Deja que tus sentimientos sean tu guía

Cuando mi hijo tenía unos seis años, le estaba dejando en la escuela y pude ver que estaba teniendo un mal día. Sabía sobre la Ley de Atracción y yo sabía que si iba a la escuela con ese tipo de actitud, no sería un buen día para él. "Oye", le dije. "Cara feliz, ¡día Feliz! Si vas allí con una cara fruncida, vas a tener que fruncir el ceño muchas veces. Pero si vas allí con una cara feliz, obtendrás sonrisas como consecuencia. Date una oportunidad".

Estuvo de acuerdo, y cuando llegó a casa sonriendo, yo ya sabía que lo había hecho bien.

Si la fuerza (como lanzar una pelota en el aire) es el conductor de la Ley de la Gravedad, los sentimientos/emociones son el conductor de la Ley de Atracción. Imagina que tus sentimientos, pensamientos y creencias son como algo que lanzas al mundo y a otras personas. Todo lo que sube tiene que bajar, ¿verdad? Lo que tiras por ahí es lo que vas a volver a ver.

Si te sientes emocionado, feliz y entusiasmado acerca de los productos y servicios que vendes, tus clientes se sentirán de la misma manera y más de ellos saldrán de la nada para conseguir la misma experiencia.

Primero Ser, después hacer y tener

El último paso es el más difícil para los empresarios y es probablemente lo que todos llaman "ilusión". En lugar de llamarlo una ilusión, lo considero más como "permitir".

Permíteme ser clara. Permitir no significa sentarse y no hacer nada. Establece los medios que te permitan lograr la circunstancia deseada. A continuación, toma las acciones que sean coherentes con tu forma de ser, y, como resultado, experimentarás el resultado que deseas.

Aquí está un ejemplo real. Un minuto estás teniendo un gran día y al siguiente minuto obtienes una queja de un cliente por correo electrónico. Te pasas de estar feliz a estar frustrado, enojado y triste. En ese momento, dejas que la queja del cliente determine cómo te estás sintiendo. Si lo haces, tu siguiente respuesta podría ser estar a la defensiva o argumentativo.

Pero si decides que eres tú quien determina cómo sentirse en tu negocio, la queja se transforma en una comunicación con tu cliente, quien está solicitando claramente algún tipo de ayuda. Y si le respondes, esa persona quedará tan impresionada, que te recomendará con 10 de sus amigos. ¡BOOM! Ley de Atracción en el trabajo.

3 PREGUNTAS QUE ACTIVAN LA LEY DE ATRACCIÓN EN TU NEGOCIO


Hay tres preguntas poderosas que marcan el éxito en los negocios. Esto no es metafísica, esto es comercialización arraigada en la Ley de Atracción, y funciona. Después de leer esto, las verás expresadas en todos los negocios y marcas poderosas y exitosas que veas.

¿Qué Eres?

Cuando pienses en responder a esta pregunta, piensa en los valores y las creencias en los que tu negocio se fundamenta.

En el libro de Jeanne Bliss “I Love You More Than My Dog“, Bliss habla de cinco decisiones básicas que las empresas exitosas toman. Puedes decidir ser confiado, divertido, entusiasta, detallista, amable, inteligente -las posibilidades son infinitas.

¿Con qué estás comprometido?

Ten cuidado con decir que estás comprometido con una cosa, y luego tomas acciones que demuestran que estás comprometido con algo completamente diferente. Por ejemplo, no digas que estás comprometido con una alimentación saludable y luego te vas de borrachera y terminas comiendo buñuelos. Las palabras y las acciones deben estar alineadas.

¿Qué puedo hacer para que las personas se sientan cómodas?

Esta es tu promesa de marca. ¿Qué es lo que a tus clientes les encanta de ti? ¿Qué saben ellos que pueden obtener de ti? ¿Qué haces que les traiga alegría?

Como puedes ver, puedes usar fácilmente la Ley de Atracción en los negocios. Si sigues los principios que he descrito aquí, tendrás mucho más diversión al crear el negocio de tus sueños.

"Tanto si piensas que puedes o piensas que no puedes, en ambos casos tienes razón." 
~Henry Ford


Fuente: http://smallbiztrends.com/

No hay comentarios